Carro vacío
 x 

¡Tu carro está vacío!

Total 0,00 €
Slide background

Blog

Espera un minuto, mientras que estamos haciendo el calendario

Últimos Comentarios

Sin comentarios todavía.

Retorno Venoso y Piernas Saludables

La insuficiencia venosa crónica IVC se produce cuando las venas de la pierna no realizan el retorno venoso adecuadamente por lo que impide que la sangre retorne al corazón correctamente.

Si existe un problema en las válvulas de las venas la sangre fluye en ambas direcciones y se produce una acumulación de sangre en las piernas. Si no se trata este problema puede derivar en dolor, hinchazón y úlceras en las piernas.

Queremos insistir mucho en la importancia del método de diagnóstico, ya que un simple análisis del retorno venoso puede diagnosticarnos una insuficiencia venosa que de no ser tratada puede derivar en problema mayor.

La Medición desde la farmacia se realiza por un método indirecto que se basa en la reografía por reflexión de la luz llamado Venoscreen Plus. En tan solo 20 minutos nos informa sobre el riesgo que tenemos de padecer o no insuficiencia venosa.

Los factores de Riesgo son:                                                                                           

-Genética

-Sexo, siendo mayor prevalencia en mujeres en proporción 4:1

-Edad, mayor incidencia entre los 30-60 años

-Peso, a mayor peso mayor probabilidad

-Gestación, el embarazo favorece la IVC

-Raza, más habitual en raza blanca

-Dieta y hábitos intestinales, un aumento de la presión intra abdominal aumenta la incidencia

-Sedentarismo y ortostatismo

-Trombos venosos que activan sustancias inflamatorias que provocan la fibrosis de las válvulas y su posterior incompetencia

Los síntomas de la IVC pueden ser variados, desde pesadez, calambres, dolor, hormigueo, varices, edema, cambio en el color dela piel, picor, eczema, úlceras y lipodermatoesclerosis (piel dura y engrosada)

Consejos para prevenir:    

Favorecer el ejercicio físico como la natación, senderismo o ciclismo; Darse masajes en sentido ascendente; Elevar las piernas 15-30 minutos al día y también durante el sueño; aplicar duchas de agua fría alternando con agua tibia; uso de calzado cómodo que favorezca la circulación.

Evitar el sobrepeso; la bipedestación prolongada y sedentarismo; ropa ajustada y calzado con más de 3 cm de tacón; calor directo sobre las piernas; estreñimiento y toma de Anticonceptivos Orales u otras terapias hormonales

Tratamientos adecuados

Además de poner en práctica los métodos de prevención del apartado anterior, cabe destacar que existen muchos tipos de tratamientos para la IVC, como pueden ser los Tratamientos compresivos que son medias de compresión gradual que ayudan al retorno venoso (no apto para pacientes con isquemias, fallo cardíaco, flebitis y flegmasía cerúlea dolens.

Existen cremas y geles que aportan frío y activan la circulación, otros tantos que ayudan a drenar y a tonificar por lo que eliminan líquido.

Son muy recomendables los venotónicos como pueden ser los preparados con castaño de indias, ruscus, oxerutinas, vid roja a veces combinados con diuréticos suaves como la reina de los prados.Todos ellos contienen polifenoles y flavonoides que ayudan al buen estado venoso.

Además de existir diferentes tratamientos cosméticos para mejorar la coloración y aspecto de la piel.

Cualquier método debe ir acompañado de un consejo y control profesional para ajustarlo al máximo a las necesidades del paciente.

Mantén tus piernas ligeras y saludables, además de sentirte más joven ganarás salud.

 

 

Valora este artículo del blog:
0
¿He de tomar pastillas para protegerme del sol si ...
Genéricos y sus tópicos
 

Comentarios

No hay comentarios por el momento. Se el primero en enviar un comentario.
¿Ya està registrado? Ingresa Aquí
Invitado
Jueves, 24 Enero 2019
Si desea registrarse, por favor rellene los campos de nombre de usuario y nombre.

Imagen Captcha

logo

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies.